Recordamos un momento del fútbol que muchos no recordarán. El día que Diego Armando Maradona jugó en el Granada. Ocurrió un 18 de noviembre de 1987 en el mítico estadio de Los Cármenes. Maradona no solo jugó con el Granada sino que fue el capitán del conjunto nazarí, con el 9 a la espalda y anotó un gol de falta.

El Granada C.F se encontraba militando en la categoría de plata del fútbol español. El club nazarí había fichado al hermano menor de los Maradona, Lalo, y como parte del traspaso se acordó que Maradona tendría que jugar un partido amistoso contra su hermano con la elástica del Granada. Su rival fue el Malmoe sueco. El partido terminó con victoria local 3-2 con goles de Maradona, Lalo y Manolo.

La recaudación de aquel encuentro rondó la cantidad de 20 millones de pesetas, una cantidad suculenta en esa época. A pesar del gran inicio de temporada, el Granada terminó descendiendo a Segunda B. Podemos decir que Maradona  jugó en el Granada, aunque sea por una sola tarde de fútbol.

 

Compartir: